Salamandra algira, un llamativo anfibio del norte de África

Distribución de la salamandra algira, salamandra de fuego norteafricana

La Salamandra algira pertenece a la familia Salamandridae. Es un anfibio caudado (salamandras y tritones) conocida como salamandra de fuego norteafricana o simplemente salamandra norteafricana. Se caracteriza por sus llamativas manchas en cabeza y cuerpo.

Características de la Salamandra algira

La Salamandra algira es relativamente grande, tiene una longitud total entre 17 y 23 centímetros. Posee un cuerpo delgado, brillante, que termina en una cola larga y aplanada. Sus colores son llamativos. Puede ser marrón oscuro o negro, con unas manchas amarillas dispersas en todo el cuerpo que no corresponden a ningún patrón.

En algunos ejemplares las manchas son rojas, especialmente en la cabeza. Tiene una piel suave, brillante y lisa. La cabeza es estrecha, un poco aplanada, ojos negros prominentes y un hocico redondeado. A lo largo de la cola y la espalda posee líneas de glándulas venenosas. Tiene unos miembros largos y sus dedos son gruesos no palmeados.

El macho es más pequeño que la hembra y se puede identificar por tener una cloaca más prominente. Durante la temporada reproductiva el macho presenta protuberancias glandulares que se pueden observar a simple vista en su cabeza y espalda.

Las crías son iguales a los adultos pero presentan pequeños puntos blancos en el dorso. Tras la metamorfosis aparecen las manchas amarillas, pueden pasar entre dos y seis semanas para que esto suceda. Las larvas son opacas, de color marrón, puntos negros en el cuerpo, y cola y branquias externas. Existen tres subespecies conocidas: Salamandra algira algira, Salamandra algira tingitana y Salamandra algira spelaea.

¿Dónde vive la salamandra de fuego?

La salamandra de fuego norteafricana vive en el noroeste de África: al norte de Argelia, Marruecos y en Ceuta, en lugares poco visitados por los humanos. Les gustan los bosques húmedos y habita en el nivel del mar y se puede encontrar hasta los 2.450 metros de altitud.

En el día se ocultan en grietas de rocas, bajo piedras o troncos, etc. También se pueden refugiar en madrigueras abandonadas y en cuevas.

¿Qué come la salamandra de fuego?

La salamandra de fuego norteafricana adulta come invertebrados pequeños. Su dieta incluye gusanos, arañas, insectos, caracoles y babosas. Las crías se alimentan de larvas de insectos acuáticos, crustáceos y pueden comer renacuajos.

Reproducción

Este anfibio alcanza la madurez sexual entre los tres y cuatro años, y se reproduce en invierno. En esos meses el macho muestra protuberancias glandulares en espalda y cabeza, se torna muy territorial y suele tener enfrentamientos y luchas con otros machos por el dominio de la zona y por las hembras. El macho deposita una bolsa gelatinosa llamada “espermatóforos”, que es transferida a la hembra luego de un cortejo muy elaborado.

En casi toda su área de distribución este anfibio es ovovivíparo. Las hembras tienen los huevos en su cuerpo hasta que dan a luz a las pequeñas larvas, que deposita en corrientes de movimiento lento y poco profundas. En general suelen dar a luz entre 15 y 20 larvas que pueden medir entre 2,5 y 3 centímetros de longitud. La metamorfosis ocurre cuando llegan a los 4-6 centímetros.

La subespecie Salamandra algira tingitana es vivípara; la hembra adulta da a luz a jóvenes metamorfoseados en lugar de larvas.

Hábitos de la Salamandra algira

Este anfibio se muestra muy activo por las noches y durante el día cuando llueve, igualmente en la temporada de reproducción. Durante el verano muestra un comportamiento muy inactivo y emerge de nuevo después de las lluvias de otoño.

Es un animal terrestre, pero suele vivir en las inmediaciones de los cuerpos de agua. Estas salamandras son muy longevas y algunos ejemplares han llegado a vivir en cautiverio más de 30 años.

Datos taxonómicos

Taxonomía, clasificación científica de  la salamandra algira

Bibliografía

  • Hassine, J. B. (2016, 1 mayo).
  • Dinis, M. (2019, 1 enero).